Así empezó Francia el confinamiento general de su población ante propagación del coronavirus

A partir del mediodía de este martes y por al menos 15 días, los franceses deberán permanecer confinados en sus casas para impedir la propagación del Covid-19. Unos 100.000 uniformados velarán por el cumplimiento de las restricciones de circulación. Antes de la entrada en vigor de la medida, muchos parisinos huyen de la capital francesa.

 

Aunque el presidente Emmanuel Macron evitó utilizar el término confinamiento, los franceses viven a partir del mediodía de este martes en condiciones similares a las de sus vecinos italianos y españoles.

Poco después del discurso marcial del jefe de Estado, que en no menos de seis oportunidades subrayó que “estamos en guerra” contra el coronavirus, el ministro del Interior Christophe Castaner dio precisiones sobre las nuevas restricciones.

“La consigna es clara: ¡quédate en casa! “, dijo Castaner en una conferencia de prensa. El funcionario agregó que quienes circulen por la vía pública durante los próximos 15 días tendrán que ser “capaces de justificar su desplazamiento”, y explicó que los infractores se exponen a multas que pasarán de 38 a 135 euros.

Quienes necesiten efectuar un trayecto, deberán imprimir y completar un formulario que pueden descargar del sitio web del Ministerio del Interior. En el texto, que también puede ser escrito a mano a falta de una conexión a internet, la persona deberá justificar “por su honor” el motivo de su desplazamiento.

Los motivos válidos para circular se circunscriben al trayecto a un trabajo que no puede efectuarse a distancia (teletrabajo), asistir a familiares que requieran ayuda, dejar a los niños al cuidado de otra persona, desplazamientos breves cerca del domicilio, una actividad física individual o pasear a su mascota.

100.000 policías y militares movilizados

Se establecerá asimismo un sistema de control con 100.000 agentes en las carreteras principales y secundarias: “A partir de esta tarde [lunes], ordeno a las fuerzas de seguridad que se desplieguen sobre el terreno y preparen la aplicación de los controles”, anticipó.

Tras el anuncio de estas medidas, muchos parisinos se dirigieron esta mañana, antes de la entrada en vigor del toque de queda, a las estaciones de tren para dejar la capital francesa.

Esta decisión contradice las recomendaciones del Gobierno, que alertó sobre el peligro de contribuir a propagar el Covid-19 con la utilización de medios de transporte de larga distancia.

Marzo 17, 2020.

Fuente: Radio France Internationale

 

Agrega tu comentario

Tu nombre:
Título:
Comentario: