secciones

Programas

Acceder



Comentarios

Recomendados

 

Unidad peronista defendiendo a Cristina: grupo esmeralda soltó la mano a Randazzo


Importante reunión en el marco del Partido Justicialista. Del encuentro participaron todos los sectores del peronismo orgánico, y fue apoyado por 53 de 55 intendentes del PJ. “Se avanzaría en la construcción de una lista de unidad, sólida, confiable, con potencia electoral y que no provoque fugas”. Randazzo perdió aún más apoyos: también abandonaron su barco Insaurralde y De Jesús.

 

El pasado martes 25 a la noche hubo una importante reunión en el marco del Partido Justicialista. Del encuentro participaron todos los sectores del peronismo orgánico, y fue apoyado por  53 de 55 intendentes bonaerenses. “Se avanzaría en la construcción de una lista de unidad, sólida, confiable, con potencia electoral y que no provoque fugas”. Aunque no hubo fotos, todo indica que fue un firme paso a la conformación de ese armado.


El asado se llevó a cabo en la casa del diputado nacional Juan Cabandié y participaron, además de Máximo Kirchner, los intendentes de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde; La Matanza, Verónica Magario; malvinas Argentinas, Leo Nardini,; Escobar, Ariel Sujarchuk; Avellaneda, Jorge Ferraresi; Merlo, Gustavo Menéndez; Moreno, Walter Festa; Ensenada, Mario Secco; Partido de la Costa, Juan Pablo de Jesús; Mercedes, Juan Ustarroz; Pehuajó, Pablo Zurro y de Francisco Durañona. Los diputados nacionales, Eduardo “Wado” de Pedro y Andrés Larroque. También estuvo el presidente del PJ bonaerense, Fernando Espinoza.


Este encuentro eclipsa la posible candidatura de Florencio Randazzo que pidió pista para participar en las PASO. Con este panorama el ex ministro quedaría muy aislado y sin dirigentes de peso que lo rodeen, con referentes del Movimiento Evita como el “Chino” Navarro y los intendentes del Esmeralda que todavía lo apoyan, como lo son “Bali” Bucca y Gabriel Katopodis. Claro esta que para participar de una interna dentro del peronismo con ese sólo no le alcanza.


Tabién se hizo hincapié en el panorama “desolador” que atraviesan cada uno de los distritos en cuanto a la grave situación económica y el empobrecimiento de sectores de la población. En este sentido, se buscó el “compromiso” de los presentes de trabajar juntos para revertir la realidad de la Provincia.


Salvo el Movimiento Evita, la candidatura de Randazzo no cuenta con apoyos que provengan desde organizaciones políticas o sindicales con representatividad. Sólo nombres propios como Julián Domínguez, Micky Picheto y algunos legisladores hoy por hoy reivindican la candidatura de Randazzo. La mayoría dentro del peronismo sabe que no le da la nafta al “flaco”, pero si puede ser un plan de contención si no logran cerrar una única lista de unidad y a sectores como el evita le significa un plan B que a su vez funciona como presión (“si no me dan lo que quiero armo lista”). ¿Armarán una colectora?


El diario digital Letra P como conclusión de su nota sobre este encuentro afirma qué “El plan es claro: debilitar a Randazzo para llegar a una consolidación que permita amalgamar a todos los sectores del PJ. “Queremos pasar a ser un PJ de organización política y no un listado de tribus, confederaciones y bandas”, aseguraron desde el quincho de Cabandié (lugar donde puntualmente se realizó el asado). Además, fuentes del Grupo Esmeralda también recordaron que existen los intendentes del Fénix, el Establo, la Tercera chica y el Grupo de los Ocho, ubicado en el sudeste bonaernese. La idea final es que todos esos espacios se paren bajo el techo del PJ bonaerense sin dejar atrás la impronta kirchnerista.

 

Agrega tu comentario

Tu nombre:
Título:
Comentario: