Chapadmalal: corte de ruta en defensa de la educación pública


Alumnos de la escuela nª 71 se quedan sin su último año de escuela. Hoy los estudiantes se encuentran con la respuesta de las autoridades de que “todavía no saben si va a ser posible abrir sexto año.Corresponsal

 

A unos 35 Km del centro de Mar del Plata, se ubica la conocida ciudad Turística que dispone de 9 Hoteles, no todos en funcionamiento. En las inmediaciones se encuentra el “Barrio San Eduardo”, una comunidad humilde que vive principalmente de trabajar en los hoteles, o en los comercios que hay alrededor de los mismos. Allí hay una escuela que funciona como primaria por la mañana, y secundaria en el turno tarde.


Al principio en la escuela sólo se podía terminar el ciclo básico, hasta tercer año. En 2014 se abrió el cuarto año, con lo que los alumnos podían continuar sus estudios sin tener que viajar hasta Mar del Plata, lo que disminuyo la deserción escolar. En 2015 se abrió el 5to año.Y hoy no saben si pueden terminar sus estudios. Esto es un golpe terrible para el estudiantado, ya que la mayoría de ellos no dispone de medios para trasladarse, y además deberían ir a una escuela que tuviera la misma modalidad (sólo hay tres en Mar del Plata) o terminar en otra, pero rindiendo equivalencias.


Tomaron decisiones con el método de asamblea

Un grupo de docentes decidió convocar a la comunidad educativa y se realizó el lunes una asamblea con estudiantes, docentes, padres y auxiliares. En la asamblea se decidió que se debía visibilizar la situación. “¡Estamos a un mes de comenzadas las clases y los pibes corren riesgo de no recibirse, cortemos la ruta!” propuso alguien y la asamblea aprobó.


Se hicieron presentes en el lugar autoridades del SUTEBA Mar del Plata, apoyando la medida de fuerza de la comunidad, y denunciando que esto es una muestra del ajuste que está llevando adelante el gobierno de Cambiemos.


En diálogo con La Izquierda Diario, Hernán Tambella, profesor de la escuela y referente de la agrupación La Marrón docente, dijo “El ajuste ya se venía sintiendo desde mucho antes, y esto expresa una profundización. Mientras el gobierno entrega millones a los buitres y el FPV discute los términos y las condiciones de pago, se le quita a una comunidad la posibilidad de terminar sus estudios para tener mejores oportunidades laborales. Así es como se les paga a los buitres; sea mejor o peor el arreglo, el dinero sale del bolsillo de los más pobres”.

 

Agrega tu comentario

Tu nombre:
Título:
Comentario: