secciones

Programas

Acceder



Comentarios

Recomendados

 

México: Envían a una indígena a dar a luz al patio trasero del consultorio

Los médicos del centro de salud de la localidad mexicana de Jalapa de Díaz enviaron a una mujer indígena a dar a luz al patio trasero por "problemas de entendimiento del español". Las autoridades investigan el caso por probable negligencia...

 


Juramento médico de los doctores

-------La versión original del Juramento, como se cree que lo escribió Hipócrates, detalla varias bases éticas de la profesión médica. Por ejemplo, se habla de respetar nuestros instructores, utilizando conocimientos médicos para ayudar en lugar de hacer daño y salvaguardar la privacidad de los pacientes. Lo más importante, destaca que los pacientes deben ser tratados no como casos o sujetos de experimentación, sino como seres humanos dignos de respeto y compasión.


--------"Juro cumplir, a lo mejor de mi capacidad y juicio, este pacto: Respetaré los logros científicos ganados por esos médicos cuyos pasos sigo y con mucho gusto compartir estos conocimientos como si fuera míos con los que van a seguir. Aplicaré, en beneficio de los enfermos, todas las medidas necesarias, evitando las trampas dobles de sobretratamiento y nihilismo terapéutico. Recordaré que hay arte de medicina así como de ciencia, y esa calidez, simpatía y comprensión pueden compensar el cuchillo del cirujano o los medicamentos de la farmacia.


No me avergonzaré de decir 'No sé', ni fallaré al llamar a mis colegas cuando las habilidades de otros sean necesarias para la recuperación del paciente. Respetaré la privacidad de mis pacientes, para que sus problemas no se revelen al mundo que pueda saber. Sobre todo debo andar con cuidado en asuntos de vida o muerte. Si se me ofrece salvar una vida, doy gracias. Pero también puede estar en mi poder una vida.


Esta impresionante responsabilidad debe encontrarse con gran humildad y conciencia de mi propia fragilidad. Sobre todo, no debo jugar a ser Dios. Recordaré que no trato un cuadro de fiebre, un tumor canceroso, sino un ser humano enfermo, cuya enfermedad puede afectar a la familia y la estabilidad económica de la persona.


Mi responsabilidad incluye estos problemas relacionados, si tengo que atender adecuadamente a los enfermos. Deberé prevenir las enfermedades siempre que pueda, ya que es preferible prevenir a curar. Recordaré que sigo siendo un miembro de la sociedad, con obligaciones especiales hacia todos mis seres humanos, aquellos en pleno uso de sus facultades y del cuerpo así como a los enfermos.


Si no violo este Juramento, puedo disfrutar de la vida y del arte, ser respetado mientras esté vivo y ser recordado con cariño a partir de entonces. Siempre puedo actuar con el fin de conservar las mejores tradiciones de mi vocación y podría alargar la experiencia de alegría de curar a aquellos que busquen mi ayuda."

 

Agrega tu comentario

Tu nombre:
Título:
Comentario: